Descubre el Renacimiento: El fascinante Quattrocento que revolucionó la historia del arte

En la ciudad de Florencia, a partir del siglo XV, un grupo de artistas decidió recuperar las formas artísticas del imperio romano. Esa recuperación se expandió por toda Italia y luego saltó con fuerza al resto de Europa occidental en el siglo XVI. En 1550, Bashari acuñó el término "Renacimiento" para referirse a esa recuperación del mundo clásico.

Para entender el Renacimiento, debemos arrancar unos siglos antes de 1400 y alejarnos de Florencia. A partir del siglo XI, Europa occidental experimentó un ambiente de crecimiento, en el que surgen las universidades y se impone la escolástica aristotélica.

Tras la conquista de Constantinopla por los cruzados en 1204, los estudiosos medievales ya podían acceder directamente a los textos griegos clásicos traducidos al latín. Años después, se desarrolló una literatura en lenguas romances, en la que había cabida para todo tipo de géneros.

Índice de contenidos

Cultura y artes plásticas

En el terreno de las artes plásticas, se fue abandonando el esquematismo de la alta Edad Media de raíz bizantina por un arte más realista, lo que se logró primero en la escultura.

En la pintura, desde el siglo XIII, los artistas trataron de romper con ese esquematismo enfatizando la tercera dimensión. En ese contexto, a partir del siglo XV, se da una evolución del modelo de YouTube por dos vías: los estudios sobre perspectiva iniciados por Bruno el Esquí y la difusión de la técnica al óleo a partir de los maestros flamencos.

Esta revolución en la escultura, la pintura y la arquitectura llegó a la arquitectura, donde se impuso el gótico con una serie de soluciones y avances técnicos que facilitaron la arquitectura florentina de comienzos del siglo XV. Descubre el Renacimiento: El fascinante Quattrocento que revolucionó la historia del arte

El Renacimiento florentino

En la Florencia del siglo XV, la oligarquía florentina apostó por construir una imagen propia, vinculada al imperio romano y diferenciada de los bárbaros alemanes.

Esta búsqueda de la identidad propia se impulsó por la extensión de la ciudad y el dominio de la industria textil y la banca florentina en el mercado europeo. La solución que encontraron fue la creación del Renacimiento como una insignia propia a partir de 1400.

Por tanto, lo que ocurrió en Florencia a partir de 1400 no fue el descubrimiento del mundo grecolatino ni de un cierto realismo plástico ni una arquitectura más refinada técnicamente, sino que decidieron reinventar el imperio romano como una insignia propia.

Esta búsqueda de la propia identidad se vio reflejada en la arquitectura de Brunelleschi y en la recuperación de la pintura romana con la invención de la perspectiva cónica.

La tradición medieval

En la Italia del siglo XV aún había figuras destacadas que seguían dentro de la tradición medieval, como Giovanni de Paolo o Benedetto Bonfil, y lo mismo ocurría con el arte que estaba llegando desde los países bajos.

La búsqueda del realismo había creado en Flandes una corriente propia gracias al desarrollo de la pintura al óleo. Ese detallismo fue la marca distintiva de los pintores flamencos del siglo XV, como Van Eyck o Van der Weyden, y perduró hasta el siglo XVI.

En ese escenario, surgieron artistas como Donatello en escultura y Masaccio en pintura. En 1434, el gobierno de Florencia quedó en manos de Cosme I, patriarca de la familia Medici.

En esa corte, surgieron una nueva generación de artistas que habían asumido el repertorio clásico, como el arquitecto Michelozzo y los pintores Fra Angelico y Piero de la Francesca. Descubre el Renacimiento: El fascinante Quattrocento que revolucionó la historia del arte

El legado del Renacimiento

El Renacimiento florentino fue un movimiento cultural y artístico que transformó la historia y la cultura europea. Este movimiento marcó el paso de una edad medieval oscura a una época de innovación, enfatizando la individualidad, la razón y el humanismo. Sus artistas y

En el siglo XV, la familia Medici gobernaba Florencia y promovía la cultura y el arte. Su corte se rodeaba de humanistas que no se conformaban con solo rememorar el mundo clásico, sino que buscaban aprender el griego y aprovechar los sabios huidos de Constantinopla.

Aunque se han visto los estudios filológicos como una marca distintiva del humanismo, lo cierto es que algo muy similar había ocurrido en Europa desde el siglo XII.

El modelo humanista de los Medici

La gran novedad de la corte de los Medici fue la vuelta a la filosofía de Platón con la creación de una academia neoplatónica en Florencia.

Esta fue la cuna de la última gran generación del quattrocento, esencialmente los discípulos de Verrocchio como Botticelli o Leonardo. Pese a su apego a Platón, los príncipes italianos del siglo XV vivían en un mundo cristiano donde la mayor parte de las obras de arte y arquitectura eran religiosas.

A pesar de que también hubo arte civil y mitológico, la dominancia del arte cristiano demuestra que lo que hicieron los artistas del quattrocento italiano fue reinventarse el Imperio Romano, creando una pintura que no existió en aquellos tiempos, diseñando una arquitectura con soluciones que los romanos no contemplaron.

De esta forma, dedicando la mayor parte de estas obras a una religión cristiana que sólo fue oficial al final del Imperio Romano. Descubre el Renacimiento: El fascinante Quattrocento que revolucionó la historia del arte

La expulsión y nueva llegada de los bárbaros

En 1492, los Medici fueron expulsados de Florencia por el monje dominico Savonarola y su dictadura religiosa. Milán ocupó el puesto de Florencia, y a la corte de Ludovico Sforza acudieron artistas de toda Italia como Bramante o Leonardo.

Pero en 1499, los Sforza se rindieron ante los franceses, y de nuevo los bárbaros asaltaban Italia. Fue entonces cuando los papás decidieron convertirse en la cabeza visible de Italia armándose con sus propias tropas y apostando por el Renacimiento para diferenciarse de los extranjeros.

5/5


Si quieres conocer otros artículos parecidos a Descubre el Renacimiento: El fascinante Quattrocento que revolucionó la historia del arte puedes visitar la categoría Historia Mundial.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *